sábado, 12 de enero de 2019

El poeta y la poesía. Reflexión.





El poeta es, sí, inmoral. Justo es que vague por los arrabales de la ciudad de la razón, del ser y de la decisión…/Su vivir (la del poeta) no comienza por una búsqueda, sino por una embriagadora posesión. El poeta tiene lo que no ha buscado y  más que poseer, se siente poseído…El poeta es fiel a lo que ya tiene [se encuentra] cargado, con una carga , es cierto que no comprende…por eso tiene que hablar “sin saber lo que dice…"[el poeta habla] de musas que le poseen…se siente morada, nido de algo que le posee…Se consume ardiendo como la llama…el poeta vive prendido a la palabra, es su esclavo. El poeta ha ganado lucidez…que hace más valiosa, más dolorosa, la fidelidad a las fuerzas divinas-divinas o demoníacas-extrahumanas que le poseen. …Todo poeta es mártir de la poesía; le entrega su vida, toda su vida, sin reservarse ningún ser, para sí, y asiste cada vez con mayor lucidez  a esta entrega.


[El poeta] Extracto de María Zambrano del libro Filosofía y poesía, 1939 pp.40-43.
Publicar un comentario

MIS VISITAS AL MUNDO

MIS VISITAS AL MUNDO
Tiene Lisboa sonidos de agosto