jueves, 16 de agosto de 2012

A solas


                                             
                                                                 A  los que saben vivir a solas.



A solas te recuerdo, con esa soledad que tiene rostro
de espera y nombre de miradas. Y en este sentirte
sin verte, te imagino carne de mis palabras con sabor
a horizonte y a nublado. Luego te escapas, solo,
bajo esta corriente de plata que inunda la memoria,
con el impetuoso rumor del agua, buscando otro paisaje
ajeno a esta sinfonía de piedra y nubes. Siempre, a solas.


Publicar un comentario

MIS VISITAS AL MUNDO

MIS VISITAS AL MUNDO
Tiene Lisboa sonidos de agosto