martes, 11 de mayo de 2010

La voz del fuego


"Qué gratas son tus caricias,
hermana mía, esposa;
son mejores que el vino tus caricias,
mejor la fragancia de tus perfumes
que cualquier otro aroma"

De "El cantar más bello. Cantar de los cantares de Salomón
"



Hoy, las nubes fuerzan la mirada
en ese límite de libertad sin sosiego.
Los ruidos acarician las paredes;
la brisa, acelera el perfume de los sueños.

La búsqueda se vuelve certeza,
y el deseo, debilidad
del amor en un abismo
ajeno a la luz.

Feraz la tierra,
libre y en vigilia,
penetrada por la voz
del fuego.

Publicar un comentario

MIS VISITAS AL MUNDO

MIS VISITAS AL MUNDO
Tiene Lisboa sonidos de agosto